Lucía Celasco

#Behind the scenes : Revista Susana fashion shoot

A mediados de diciembre del año pasado, hice mi primer editorial para La Revista Susana. 

Hasta ese momento mi único contacto con la redacción había sido como colaboradora a cargo de la sección Lu Hunter; una sección en la que mes a mes se destacan tendencias de looks reales, capturados espontáneamente en las calles de Buenos Aires. 


Una editorial de moda, por el otro lado, es absolutamente lo contrario. En una producción nada debería quedar librado al azar. Se piensa en detalle: el pelo, el make up, la ropa, los accesorios. Se arma cada cambio contemplando el encuadre y la pose y explorando nuevas opciones para lograr propuestas originales, que sorprendan. 

Cada revista tiene su impronta y hay que saber negociar para que el resultado deje a todos contentos: personaje (o sea yo), estilista, fotógrafo y fundamentalmente a la directora, que como ya todos saben, es Kika. Nada se publica si no tiene su bendición. 


En la SUSANA, como no podía ser de otra manera, absolutamente todo pasa por ella. Y cuando digo todo me refiero a TODO. Cada sección, cada texto, cada modelo. No se olviden que tiene estándares muy altos, es una acuariana perfeccionista y exigente que sabe lo que quiere. 

La locación de las tomas fue en Tortuguitas, a casi 30 minutos de Buenos Aires, en la quinta de Veronica Espoueyes, una decoradora y colaboradora de la Revista. Su casa tiene tantos rincones increíbles que tomar la decisión de donde hacer cada cambio nos dio mucho trabajo. 


Cada espacio tiene un detalle, un Buda, una flor, un algo. Hay una especie de altar mexicano por acá, una medianera con bicis oxidadas en la pared por allá, un quincho equipado con juegos vintage: sapo, metegol, mesa de ping pong. Que más? una moto Antigua y la estatua de una virgen bajo un sauce rodeada de enredaderas. Canteros repletos de rosas coloradas que conviviendo con plantas oreja de elefante y mil y un detalles más… 

Elegimos donde hacer las fotos, desplegamos la ropa y los accesorios en el living y nos pusimos a trabajar. La idea era hacer 5 cambios, pero nos copamos y para sorpresa de todos, logramos hacer 7. Puede sonar poco, pero 3 horas para maquillar, peinar, armar los equipos y hacer las fotos, es todo un record. 

La tarde fue pasando entre mates, retoques de make up, charla y foto, foto, foto. Colaborar con la Revista de Kika me encanta, tengo libertad de proponer lo que se me ocurra, estoy acostumbrada a trabajar con el equipo de la redaccion y me alegra por sobre todas las cosas formar parte de la realización de un producto que se hace con tanto amor y dedicación. 

La nota salió en la edición de Enero. Estamos felices con el resultado y por eso hoy, que ya estoy de vuelta en Buenos Aires y con un poco más de tiempo, comparto este mini armado de fotos de backstage. 

Espero que les gusten! 

Love 

LC

credits:

ph: Marti Arcucci 




¿Te gustó la nota? Seguí la charla en Twitter

En esta nota:
Share it!
Lu+LD Behind the scenes

La semana pasada shooteamos la campaña de Lovely Denim de la cual soy la imagen por...

Ver nota
One too many hats!

Arranca otra semana con cielo gris, Los efectos que tienen los dias de lluvia en mi,...

Ver nota
Spring #must haves

De que nos sirve usar un lindo collar o pulsera si queda enterrado debajo de capas y...

Ver nota
Eye for vintage

Tengo un ojo algo entrenado, y un auto tan lindo como este, no pasa desapercibido por...

Ver nota
Best of S/S 16 so far!

Ver nota
Ode to: Giselle Bünchen

Nací a mediados de los noventas, en plena época pop y culto a las súper modelos....

Ver nota